domingo, 16 de noviembre de 2014

7 habits of highly sucessful trader, de Mark Crisp, Libro V

Reconozco que quizás ni el libro sobre el que versar esta entrada, ni el autor del mismo, sean muy conocidos, hay libros y autores con mucha más fama y renombre. Mark Crisp es un trader y escritor especializado en finanzas, y ha publicado numerosos artículos en medios especializados. El libro que nos ocupa, los siete hábitos del trader exitoso, se podría catalogar más bien como un artículo extenso, ocupa escasamente 30 páginas y por lo tanto es muy ameno y fácil de leer. Le dedico una entrada en el blog porque estimo que lo bueno, si breve, dos veces bueno, existen muchos libros interesantes y útiles sobre el trading, éste en particular creo que sintetiza en pocas páginas muchas ideas de una manera muy sencilla. Por ello, estimo que puede ser de gran ayuda para los traders que den sus primeros pasos, y al resto siempre le vendrá bien refrescar conceptos. El libro se estructura en siete apartados, que estudio a continuación.


Toma completa responsabilidad

Si tienes un sistema que seguir y tu lema es seguir tus reglas, no has de buscar visionarios ni gurús del trading para operar. Si en algún momento necesitas constantemente las opiniones de los demás para tener confianza en tu modo de operar, cierra tu posición actual, revisa tus reglas, e intenta averiguar porque eludes la responsabilidad de seguir tu plan. Cuando estés seguro de no necesitar la opinión de los demás, empieza a operar de nuevo. 

No hay que echar la culpa a los demás de los errores propios, ni al mercado, ni a las redes sociales, ni a los medios especializados. Nosotros somos los que apretamos el botón, y los que deberíamos elaborar, testear y seguir un sistema que se adapte a nuestro trading. Lo que no se puede pretender es hacer trading única y exclusivamente en base a ideas de terceros, eso denota falta de trabajo, preparación y confianza. No es el camino.

Encuentra un sistema de trading que se ajuste a ti

Para encontrar este sistema, hay que hacerse las siguientes preguntas:
-Que retorno anual de mi inversión quiero?
-Quiero hacer trading a tiempo completo, media jornada o esporádicamente?
-Soy capaz de soportar el stress del trading intradía y del trading a corto plazo?
-Tengo la paciencia necesaria para invertir a largo plazo?
-Cómo es mi personalidad, necesito acción constantemente o tomar decisiones sin vacilar?
-Tras leer literatura sobre el trading, cuales son los traders y sistemas con los que me siento más identificado?

Una vez respondido a estas preguntas con sinceridad, podremos empezar a clarificarnos sobre el sistema de trading que deberíamos usar, centrarnos en él, estudiarlo y adecuar nuestra operativa al mismo.


Planifica tu operativa y opera tu plan

Los pecados capitales del trader son las emociones, el miedo, el orgullo, la avaricia y la esperanza. La única manera de operar con éxito es intentar eliminarlas de nuestro trading, y para ello debemos tener una disciplina de hierro siguiendo nuestro plan. 

Nuestro plan de trading nos dirá nuestro marco temporal, nuestro tamaño de posición, nuestro riesgo máximo, nuestros niveles de stoploss, nuestra gestión de capital...  pero si no tenemos disciplina para seguirlo, no nos servirá de mucho.

Trabaja duro para aprender a invertir exitosamente y nunca dejes de hacerlo

Algún sector de la industria del trading intenta vender la idea de que podemos lograr ingentes ganancias casi sin esfuerzo, siguiendo a gurús, a sistemas automáticos de trading, a suscripciones a visionarios... eso no existe. El trabajo duro es la única manera de ser un trader exitoso, sólo mediante el estudio, la práctica, el conocimiento de nuestra psique y el esfuerzo personal se puede lograr sobrevivir en el trading, si lo hacemos, obviamente la recompensa puede ser magnífica.

Lo que dice el autor a continuación puede hacer que alguno se exaspere y se eche las manos a la cabeza. Mark Crisp diferencia cuatro etapas en el desarrollo de un trader, que se corresponderían con un período de cuatro años. Empezaríamos formándonos sin hacer ninguna operativa, leyendo y asistiendo a seminarios realistas, conociendo nuestra psique y descubriendo si el trading está hecho para nosotros. Hasta el segundo año no empezaríamos a operar con una cuenta real y con una pequeña cantidad de dinero, para sentir a pequeña escala los momentos amargos del trading y no arruinarnos por el camino. En esta etapa desarrollaríamos e implantaríamos definitivamente un sistema de trading que se ajuste a nosotros. 

A partir del tercer año, deberíamos empezar a conseguir pequeñas ganancias, habríamos conseguido la disciplina necesaria para seguir nuestro plan de trading. Podríamos empezar a incrementar el tamaño de nuestra posición y proseguiríamos formándonos como traders. A partir del cuarto año, tendríamos que obtener beneficios consistentes y conocernos a nosotros mismos en profundidad. Y siempre, siempre, seguiremos formándonos.

Hay que considerar el trading como una carrera universitaria en los mercados financieros. Si no eres capaz de dedicar tiempo al trading, lo mejor es ni empezar a intentarlo. No os dejéis engañar por las revistas ni medios especializados, no es posible obtener ganancias del 100% año tras año sin esforzarse. Si queremos ser traders, hay que esforzarse mucho.


Autoconfianza positiva

Los mejores traders saben que la disciplina se expresa en el seguimiento de sus reglas de trading, que eso es lo importante, y no el pensar en términos de dinero. La autoconfianza positiva se construye a base de repetir una y otra vez el seguimiento de nuestras reglas de trading, por lo que nunca seremos capaces de seguir un sistema si tenemos dudas sobre el mismo.

Tenemos lo que creemos, si miramos a nuestras areas problemáticas, encontraremos que se originan en creencias erroneas y limitadas. Si tenemos problemas en nuestro trading, sería conveniente que revisaramos nuestras creencias sobre él. Escojamos bien nuestras creencias sobre el trading, en todos nuestros problemas seremos la causa y la solución, mira dentro de ti mismo, no fuera. Para construir autoconfianza, debemos asumir que hay mucho trabajo por hacer, aceptar total responsabilidad de nuestras decisiones, el resto viene dado por la experiencia, ni más ni menos.

Ver el trading con un objetivo de puntos, no de dinero

Hay que seguir las reglas que han sido testadas con el paso del tiempo, en las que tienes total confianza, y olvidarte de todo lo demás. Lo que separa a los trader exitosos de los perdedores no es el conocimiento, es la habilidad de seguir sus reglas sin excepción, sin importar las circunstancias. 

Si hacemos buen trading, el dinero vendrá solo. No hay que pensar en lo que vamos a hacer con lo que hemos ganado en un día, o lo que hemos perdido en un día malo, esto psicológicamente es nefasto. Ni tenemos que hundirnos con una racha perdedora, ni creernos superhombres ante las rachas ganadoras. Los mejores traders ven los mercados como una manera de operar un negocio, no se puede ser un buen trader si vemos cada tick en el gráfico como dinero perdido o ganado.


Que el trading forme parte de una vida equilibrada

Independientemente del éxito que logremos, el trading es una profesión estresante. Y tenemos que hacer todo lo posible para eliminar dicho stress, algo que consiguen los mejores traders, a los que se suele ver relajados y rebosantes de confianza. Ellos han entendido que no pueden controlar el mercado, siguen sus reglas de trading sin excepción, son conscientes de su responsabilidad y no cuentan los ticks por dinero. 

El trading no es diferente a otras muchas cosas en la vida. Si nos localizamos demasiado en algo, cualquier ganancia o pérdida será exagerada sin lógica alguna. Tenemos que desconectar, descansar, tener una perspectiva diferente de las cosas. Hay que tratar el trading como cualquier otro negocio, trabajar duro de nueve a cinco y luego tener disciplina para desconectar y vivir nuestra vida.


11 comentarios:

  1. Ciertamente, el período de cuatro años aproximadamente que dice el autor para obtener beneficios consistentes parece muy amplio. Pero la verdad es que estoy con él y contigo Manuel, quizás desde cierto sector de la industria del trading se nos esté vendiendo la moto a todos con fantasias mientras nos crujen a comisiones y gastos varios. Yo desde luego cada vez me doy mas cuenta que en el trading, como en todo, sin esfuerzo y paciencia, no se logra nada. Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No puedo estar más de acuerdo contigo Trader rookie. Vamos a ver, el trading es una profesión como cualquier otra, en mi opinión personal con unos requisitos y una formacion muy superiores a la media. La educación que nos imparten no nos prepara para el trading, las reglas psicológicas del juego son inversas, y competimos desde el primer momento contra algunas de las mentes mas brillantes del mundo.

      Y algunos nos quieren vender ganancias del 100% anuales sin esforzarnos, vamos, como los regímenes de adelgazamiento en los que te hinchas a comer en el sofá de casa y te quitas 20 kgs.. Es siempre lo mismo, el trading no es diferente a otras profesiones, la supervivencia solo se alcanza con trabajo duro, practica, disciplina y estudio. Por cada iluminado que dice que da un pelotazo en bolsa hay mil personas que se arruinan por no tomarse la inversión en serio. Y el iluminado perderá todo lo ganado a posteriori, se envalentonará y el mercado le dará bien.

      En resumen, el trading no es algo distinto a otro trabajo, con disciplina, esfuerzo, estudio y paciencia, la recompensa puede ser extraordinaria. Merece la pena intentarlo.

      Eliminar
  2. A mi me parece importante el aspecto que comenta el autor sobre no ver el trading en dinero, sino en puntos. La vedad es que muchas veces nos agobiamos con objetivos y perdidas en dinero y eso creo que nos hace no seguir reglas operativas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo. Viendo las operativas en puntos aparte de mentalmente estar mas relajados, nos va a permitir, si se dan las circunstancias, incrementar el tamaño de posición con tranquilidad.

      Si nuestra gestión de riesgo nos permite ir incrementado el tamaño de nuestra posición, podemos caer en el error de, ante una operativa con mas contratos o acciones que las anteriores, ceder ante el miedo de perder lo ganado o salir de poner stopsloss muy ajustados. Cuando realmente las operativas son las mismas sobre el papel, no tiene sentido que el contar dinero desvirtué nuestros sistema previamente testado y con esperanza positiva.

      Eliminar
  3. Estoy de acuerdo con la cuestion de la Autoconfianza positiva (que suena un poco redundante...¿existe la autoconfianza negativa?) y de que la disciplina se expresa en el seguimiento de sus reglas de trading, pero únicamente lo estoy en tanto en cuanto el trader tenga testadísimo su método y hay estado el tiempo suficiente en modo demo. si no es así el riesgo de no aprender y zozobrar con los propios errores puede ser muy alto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si y no Carlos.

      Ciertamente la redundancia del termino autoconfianza positiva es evidente, pero yo pienso que si que existe la autoconfianza negativa en determinados casos. Me explico.

      Cuando se empieza a hacer trading, un síntoma típico que se produce en cuanto vienen rachas perdedoras, es la cimentación y desarrollo de una serie de sentimientos negativos, tipo "todo lo que hago sale mal", "no valgo para esto", "el mercado está contra mi"... Se genera una autoconfianza pero en sentido negativo, se tiene confianza en que las operativas van a salir mal, lo que a su vez provoca que la gestión mental se anule, cedamos a los miedos y nos saltemos las reglas. Se crean certezas de suposiciones viciadas, y el trader novato se convierte en un perdedor incluso antes de empezar.

      Totalmente de acuerdo en el testeo previo del sistema de trading y de la practica en modo demo, no me cansaré de repetir que el trading no es un camino fácil hacia el dinero, no hay atajos, solo trabajo y disciplina.

      Eliminar
  4. Creo que eso, más que autoconfianza negativa, es desconfianza en uno mismo o baja autoestima. De todos modos sería un debate terminológico poco fructífero.
    Sobre la otra cuestión, la dificultad que encuentro es en detectar los síntomas o indicios de que ya ha practicado lo suficiente y está listo para "saltar al ruedo"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, sería un debate mas bien terminológico, hay que tener en cuenta que el término es traducido del inglés, no lo olvidemos, desgraciadamente la mayoría de la literatura de la materia que nos ocupa es originariamente anglosajona.

      En cuanto a los síntomas yo hablaría más bien de hechos empíricos. En varias entradas del blog ya se ha expuesto la importancia de llevar un diario de trading. En dicho diario se anotarían no solamente niveles de entrada y salida, beneficio o perdida fechas, stoploss, tamaño de la posición, catalogización de la operativa según el grado de fiabilidad previa del setup... también se deben anotar las cuestiones psicológicas que nos llevan a realizar la operativa en cuestión.

      Hablo por ejemplo de poner "hago esta operativa con el error aprendido de la anterior", "no voy a ceder a los vaivenes de la cotización y ser firme en mis stoploss", "tras este error creo que me conviene descansar un par de días"...

      El diario de trading visto con perspectiva te va a dar la señal para saltar al ruedo, en cuento veas que es lo que funciona y lo que no, que tamaño de posición es el adecuado, que nivel de stress soportas.. tendrás certezas para ello.

      Eliminar
    2. Muy interesante, repasaré el resto de entradas porque esos "hechos empíricos" son muy importantes. Un saludo, gracias por las respuestas y enhorabuena por el blog.

      Eliminar
  5. Gracias a ti por tu aportacion al blog. Mirste las entradas sobre libros, ahi se explica lo del diario de trading. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Muy buena entrada, buen libro y buenas aportaciones y comentarios...!
    Hay que repetirlo y mentalizarse siempre, y como bien dice Manuel, el trading es una profesión en la que hay que esforzarse mucho: estudiar, leer, preparar, formarse...y tener mucha fuerza de voluntad y entender que habrá días de ganancias, días de pérdidas, días buenos, días malos...pero nunca pensar ni que el camino es corto ni que es fácil,y que hay que esforzarse más de lo que uno se imagina... ,pero como siempre digo,el premio al final del camino es increible...Pero siempre con la cabeza fría y total concentración y focalización, y sabiendo lo que se hace y lo que se opera.
    Saludos, enhorabuena de nuevo por tu blog y tu aportación en este mundo tan convulso y selvático que a veces es el trading y adelante!
    Gonzalo Germán

    ResponderEliminar