domingo, 15 de septiembre de 2019

Cómo aprender trading III

Vamos a proseguir en esta nueva entrada en el blog la serie que empecé hace unos meses con la intención de enseñaros cómo enfocar el aprendizaje del trading. Difícil tarea a la que se enfrenta el novato en los mercados financieros, dada la maraña de desinformación, intereses contrapuestos y personajes indeseables que se le presentará. Para intentar ayudaros, en la primera entrada de la serie ofrecí unas recomendaciones generales, de sentido común. En la segunda intenté haceros reflexionar con ánimo de despejar el camino. En la presente, intentaré dar unos consejos más concretos que espero os sean de utilidad.


En la primera entrada de esta serie, cuyo link tenéis a continuación, tiene la intención de centraros y espantar prejuicios y estereotipos. Os recomiendo leerla:


La segunda entrada de la serie fue una de las más polémicas del blog, descubrid el porqué vosotros mismos: 


Definid vuestra disponibilidad

Es algo básico. No es lo mismo tener un trabajo a jornada completa, ocupaciones familiares y/o personales que nos absorban el día que estar en disposición de ser un trader a tiempo completo. Ya no solamente por poder dedicar más o menos horas a operar, estudiar y seguir los mercados, sino porque las diversas modalidades de trading requieren cosas diferentes.

Alguien que trabaje 8 horas al día y tenga una vida familiar a tiempo completo no podrá orientarse hacia el trading intradiario, simplemente no tendrá disponibilidad horaria. Debería especializarse, en mi opinión, hacia la inversión a medio-largo plazo, el position o el swing trading, o simplemente delegar la gestión de su cartera.


Quien se encuentre en una situación diferente, con plena disponibilidad, o con la disposición de convertirse en trader a tiempo completo, podrá contemplar la posibilidad de centrarse en plazos de tiempo mas cortos. Scalping, intradía... ese podría ser su campo de operaciones. 

No es todo blanco y negro, por supuesto pueden existir situaciones intermedias que nos permitan la posibilidad de variar estrategias. Cada uno tiene sus propias circunstancias personales, tan solo tened claro que la industria del trading y los vendehumos os van a intentar encauzar a la operativa a más corto plazo y a la ludopatía de las pantallas por intereses contrapuestos a los vuestros.

Capital

Que no os vendan la moto. Los mejores inversores de la historia han conseguido obtener rentabilidades sostenidas en el tiempo de dos dígitos, anualmente. No podéis vivir a largo plazo del trading con un capital de 4 cifras, si me apuráis incluso ni con uno de 5. Es cuestión simplemente de hacer cuentas, y, antes de que os surja la pregunta, el apalancamiento no es el culpable.

El apalancamiento es una herramienta muy útil y provechosa para un inversor, sabiendo utilizarla. Lo que no os deberían vender es la idea de que con 3.000 € es posible dar de comer a una familia mes tras mes. Simplemente es faltar a la verdad y generar falsas expectativas en personas que quizás lo único que necesitan es sinceridad y orientación. 


En mi opinión es altamente recomendable disponer, independientemente de dedicarnos al trading o no, de varias fuentes de ingresos. Por lo menos, intentarlo. Es la única manera de lograr la tan manida independencia financiera. Si trabajáis a jornada completa podéis centraros en operativas semanales, o bien enfocaros en el position trading vía fondos de inversión o futuros. Poco a poco, si sois humildes y os esforzáis en aprender, iréis consiguiendo unos ingresos adicionales o aumentando vuestro patrimonio de una manera que os aseguro os realizara personalmente. 

Ante todo, recordad que la regla numero 1 a la hora de invertir es proteger nuestro capital.

El sistema

Hay casi tantos sistemas y estrategias de trading como traders. Análisis técnico, fundamental, trading cuantitativo, value..

Cualquier enfoque es válido si os sentís cómodos y tratáis de especializaros lo máximo posible, en la medida de vuestras posibilidades. Pero tened claro que el sistema consta de varias partes, no solamente es una manera de analizar los mercados financieros. La gestión de riesgo, por ejemplo, es inherente a cualquier sistema de trading, se podría decir que sin gestión de riesgo, no hay posibilidad alguna de éxito. 

Vuestra propia gestión emocional es otra parte fundamental de un sistema de trading. El autoconocimiento personal, el control de vuestras emociones, la aceptación de las pérdidas como algo intrínseco a cualquier operativa... son cuestiones claves que debéis de abordar y asumir, cuanto antes mejor. 


Respecto a la elección de vuestro sistema de trading concreto, evidentemente un scalper no podría utilizar un enfoque value, primero, como he comentado anteriormente, definid vuestra disponibilidad. Los libros os podrán ayudar a crear una base de conocimiento para obtener una visión más amplia, os permitirán elegir el sistema que mejor se adapte a vosotros mismos y a vuestras circunstancias. 

Pero elegir un sistema de trading no significa cerrarse a información adicional. Si operáis por análisis técnico un sistema de Forex de swing trading, es importantísimo que estéis al tanto del calendario económico para saber lo que puede mover los pares de divisas. De igual modo, el inversor value debería considerar los niveles de soporte y resistencia importantes, dado que hay se suelen colocar las órdenes de compra y venta por parte de los grandes operadores, la psicología de las masas no entiende de nada una vez que la mano fuerte empieza a moverse en los mercados...

Nunca se aprende lo suficiente

La filosofía esponja, ya sabéis de lo que hablo si seguís el blog desde hace tiempo...

En el mundo de los mercados financieros, como en muchos otros, jamás de deja de aprender. Hay que estar abierto a nuevas técnicas, enfoques, herramientas, opiniones... de lo contrario, si las condiciones del mercado en el que operemos cambian, nos bloquearemos.


Una mente abierta espanta la soberbia, uno de los pecados capitales del trading. Obviamente, antes de incorporar un nuevo elemento a vuestra operativa, deberéis testearlo previamente, comprobar si en vuestro caso concreto puede brindaros alguna ventaja adicional. Si usáis el análisis técnico y, por ejemplo, algún desarrollador programa un nuevo indicador técnico aparentemente provechoso, es de sentido común comprobar si no va a introducir una redundancia en vuestro sistema. O si funciona mejor en activos distintos a los que operéis con más frecuencia. 

Insisto, crear vuestra propia biblioteca financiera, da igual el soporte. Tras el previo filtrado, usad las redes sociales para encontrar contenido y perfiles de calidad. Nunca os creais que sabéis lo suficiente. No os acomodéis, los mercados son entes cambiantes, lo que vale un día puede no valer al siguiente. 


Si te interesan los mercados financieros, la inversión y el trading, puedes contactar conmigo, suscribirte al blog para recibir mis entradas  y seguirme en twitter y facebook.

No hay comentarios:

Publicar un comentario